La ‘U’, en un momento complicado, apelará a la experiencia: Juan Vargas volvió al ‘11’ en la práctica y arrancará ante San Martín. Lo hará de lateral

Antes de ser ‘Loco’, Juan Vargas era ‘Chucky’. El apodo se lo debía a una cicatriz que llevaba en la frente. A sus 19 años, intentaba disimularla con algo similar a un cerquillo. Le funcionaba, hasta que en 2003 Luis Guadalupe volvió de Bélgica. En uno de los ‘bautizos’ a un juvenil, el ‘Cuto’ lo notó muy ‘canchero’ como para tener solo meses en Primera. “Se creía intocable, casi una estrella. No lo pensé dos veces, tenía que aterrizarlo”, contó tiempo después. Lo agarraron entre varios y, de tres ‘tijerazos’, la referente crema le ‘voló’ las mechas que le cubrían la marca. Siguieron Juan Pajuelo y John Galliquio. Vargas, pese a que ya tenía su personalidad definida, no aguantó la impotencia y rompió en llanto.

Es tu momento Ahora, 15 años después, nadie podría hacerle algo parecido. El ‘Loco’ ya no es ‘Chucky’ aunque no oculte su cicatriz y, sobre todo, impone respeto. Pedro Troglio siempre lo ha dicho. Así como hace un par de semanas los dos acordaron que no juegue hasta que mejore su estado físico, el lunes ambos también coincidieron en que, en este momento complicado, hace falta su experiencia. Por eso, ante San Martín, volverá al ‘11’ después de seis partidos, y no como volante o central sino como lateral izquierdo, el puesto que más conoce. El DT podrá hacer pruebas (ver cancha a la derecha), pero tiene claro que, en esta situación, alguien debe ponerse el equipo al hombro. Y hoy por hoy el más indicado es Juan.

Troglio decidió ir de a pocos con De la Cruz. “Lo apuré demasiado. Ahora jugará de 20 a 30 minutos”, dijo.

Fueron cuatro los cremas que entrenaron el lunes en la Videna, en el primer micro ciclo de la Sub 20. Ayer se redujeron a tres. ‘Canchita’ no estuvo en Santa Catalina, sino en Ate, en el Monumental. La ‘U’ le pidió a la FPF permiso para que el ‘chibolo’ de 18 años entrene con su equipo. Hoy será igual. Sin embargo, aunque a algunos les sorprenda, el motivo no es su posible titularato. Lo más probable es que ante San Martín no arranque. Y no es una decisión sin argumento: Troglio considera que lo llevó muy rápido.

Lento pero seguro De todas formas, la idea es que siga ganando confianza. Por eso, el viernes le daría minutos en el segundo tiempo. “A contramano de lo que a mí me gusta, la necesidad me hizo apurarlo demasiado. Hay que llevarlo mucho más despacio. Es mejor de a pocos, que juegue de 20 a 30 minutos”, dijo el DT luego de la derrota ante UTC. Y todo indica que cumplirá su palabra.

“No debe afectarnos”, dijo el ‘10’ no le huye a la presión Luego de perder ante el ‘Gavilán’, el DT de Universitario se molestó cuando compararon a su equipo con San Martín y Cantolao. “La presión no es igual. Con todo el respeto, ponerte la de la ‘U’ no es lo mismo”, dijo. Y Javier Núñez está de acuerdo. “Obviamente, hay más presión porque Universitario es un equipo grande, con mucha hinchada, Pero eso no debe afectarnos cuando estamos dentro del campo, sino más bien motivarnos. Hay que corregir y demostrar más”, aseguró.

El ‘Loco’ Vargas debe ponerse el ‘11’ al hombro Este hincha sabe que, en el fútbol de hoy, lo que prima es lo colectivo. Es decir, debes jugar bien en conjunto, ayudado por las individualidades. Eso de que uno solo aparezca y te salve puede servir para un partido, ya dos si quieres. Pero no a cada rato. Así no es, pues. Entonces, a este hincha le llega que haya gente que echa el pato a un chibolo porque su equipo no funciona. Ha pasado con la ‘U’, que en la cancha juega mal y que ha mostrado a un chico de apenas 18 años, Paulo de la Cruz, con muchas condiciones. El muchachito ni siquiera pasó por la reserva, de frente lo mandaron al primer equipo, debutó en una Copa Libertadores, lo hicieron jugar hasta de ‘10’ y todos querían que cada vez que agarrara la pelota fuera Maradona. ¿No es mejor darle esa responsabilidad a él y no a un chico de 17 años? Vargas no es un salvador, pero sí puede soportar el peso del equipo. Como eso no pasó, le cayeron críticas: que ya no encara, que retrocede mucho, que se cansa rápido. ¿Qué? ¿Un chico de 18 años debe llevar todo el peso en un equipo grande como la ‘U’? Ya, pues. ¿No corresponde eso, en todo caso, a Juan Vargas, por ejemplo? ¿No es mejor que alguien de su recorrido y jerarquía asuma ese rol de ponerse el equipo al hombro, no como salvador, sino como guía y ‘pared’ para soportar las críticas? El ‘Loco’ casi no ha jugado. Este viernes reaparecerá. Y ya era hora que estuviera. Con los problemas que ha tenido y tiene esta ‘U’, ¿no es necesario que Vargas esté y ayude? ¿No es mejor darle esa responsabilidad a él y no a un chico de 18 años? Uno cree que sí. Vargas no es un salvador, pero puede (y debe) soportar mejor todo el peso. Acá paramos la pelota.